Pan de campo integral

Créase o no, no había traído desde Instagram ninguna receta de pan integral. Vergüenza debería darme.


Hace ya tanto tiempo que hago esto de escribir, para mí y para otros, que a veces sé que he escrito sobre algo, pero no recuerdo dónde. Les juro que llega un momento en el que pasa eso.


Los que me siguen desde hace algún tiempo en todo esto que hago, saben que las recetas que voy publicando son las mismas que cocino en mi casa. No hay un plan organizado ni un rastreo del éxito de las recetas. Tal vez no sea muy profesional de mi parte, pero mi blog empezó como una forma de mostrar cómo es la vida normal. Cómo las recetas se suceden de acuerdo con las estaciones, los humores, las situaciones familiares.


En casa suele haber pan integral en el freezer siempre. Lo conservamos en rebanadas, para que esté siempre listo para un sandwich de emergencia o un desayuno rápido. Parece una tontería, pero quieran o no, unos pancitos en el freezer son un respaldo importante para los que están mucho tiempo fuera de casa.


De la receta


Si recorren mi cuenta de Instagram van a encontrar un montón de variantes: con semillas, con nueces y ciruelas secas, con pasas, con mix de harinas integrales, extra salvado, y muchas más. Esta es una versión rápida.


Para esta receta usé una técnica rápida y funciona muy bien, así que si tenían algún tipo de duda, esta es la receta para ustedes. El pan integral es un poco más exigente que el pan blanco y les pido que consideren tres cosas en esta receta:


*Como el tiempo de leudado es corto, es impertativo que el ambiente esté cálido. Si no está agradable, 24/25°, enciendan una hornalla cerca de donde van a dejar el bowl leudando.


*Hidratación: la masa tiene que quedar hidratada y tierna, no pegajosa, pero jamás dura.


*Amasado: este es tal vez el aspecto más importante. Usen en el talón de la mano y presionen sin romper las fibras. El amasado debería darle calor a su masa y activar el gluten. Pongan amor.

Pan integral rápido


500g harina integral de trigo

7g levadura deshidratada ( o 35g fresca)

1 cdta sal

1 cdta azúcar

320 a 350cc agua templada


1. Coloquen la levadura con unas cucharadas de harina, el azúcar y un chorrito de agua (que tienen medida) en el bowl que van a utilizar. Mezclen y dejen reposar 10 minutos. Pasado ese tiempo deberían tener burbujas y un fermento muy aromático.

2. Agreguen el resto de la harina, la sal y casi toda el agua. Empiecen a mezclar con una cuchara de madera hasta que la harina vaya absorbiendo el agua y se formen grumos. El punto para dejar de agregar agua es cuando ya no queda harina suelta y tienen unas pelotas de masa.

3. Volcar en la mesada y amasar con ganas durante unos 5 minutos. Cuando el bollo está liso, gomoso, uniforme, tierno, suave, está listo.

4. Cubrir con un paño o wrap y dejar leudar 15 minutos.

5. Amasar durante 2 minutos, cubrir y volver a leudar 10 minutos.

6. Desgasificaar, formar un "chorizo" alargado de diámetro parejo y colocar sobre una placa para horno/pizzera.

7. Cubrir con una paño de cocina y dejar leudar por 30'

8. Pasado ese tiempo, hornear a 190° por 20'

9. Dejar enfriar antes de consumir.



477 vistas

© 2023 by Salt & Pepper. Proudly created with Wix.com