Bollos para fiestas

Seguro querés incluir algún tipo de sandwich en tu menú festivo, así que lo mejor es que el pan sea una mega estrella. Esta es la receta que buscás.


¿Ustedes también opinan que en todo festejo tiene que haber algún tipo de sandwichito? De miga, cuadradito, redondito, armado, para armar... el que sea, pero no puede faltar.


Hasta ahora, los sandwiches han resultado ser la forma más sencilla de complacer muchos paladares con poco trabajo. Una misma masa puede hornearse de diferentes formas y aparecer como tres recetas distintas. ¡Y ni hablar de los rellenos! Vegetarianos, picantes, agridulces, sin sal, con ese condimento nuevo que todavía no probaste... Qué-ge-nial.


Como si esto fuera poco, el pan es uno de esos productos que se conserva a la perfección en el freezer y lo pueden servir como si estuviera recién horneado. Nadie se da cuenta de la diferencia y ustedes ahorran muchísima energía para el momento de recibir a los invitados.




Comparto con ustedes mi versión más clásica de bollos briochados. Por lo general, la preparo tal cual se las escribo y la separo en tres. A cada parte le agrego un condimento diferente y la horneo con una forma específica. He probado mil cosas pero las versiones de pesto, queso cheddar y finas hierbas, resultaron las ganadoras.


Bollos festivos


500g harina 0000

10 g levadura deshidratada

1/4 taza de azúcar

1 cda de melaza (opcional)

3 cdas de leche en polvo

1 cda de sal

1 huevo

100g manteca pomada

*Huevo para pintar


Pueden hacer esta receta a mano o con batidora (con el gancho amasador, obvio).

1. Colocan la harina, la sal, el azúcar y la leche en polvo y mezclan ligeramente.

2. Agregan la levadura y mezcla. Siempre mezclan.

3. En una jarra medidora colocan el huevo y la melaza (es para dar color y profundidad, pero si no tienen no importa) y completan con agua hasta llegar a 300cc. Vuelcan esta mezcla sobre los ingredientes secos.

4. Amasan hasta tener un bollo más o menos integrado. Si lo hicieran a mano, esta parte la hacen con una cuchara de madera.

5. Una vez que se humedeció toda la harina y empieza a parecer una masa, empiezan a agregar la manteca pomada de a cucharaditas. Ahora hay que amasar hasta que tengan el bollo más liso, aromático, hermoso y apetitoso de la historia del pan.

6. Lo colocan en un bowl, lo cubren con film y lo dejan leudar hasta que duplique su tamaño. Con esta masa en particular, y siempre que sea posible, me gusta dejarla leudar en heladera... es más fácil de trabajar después y el sabor mejora con las horas.

7. Una vez leudada, separan en trocitos de entre 20 y 40 g, esa es una buena medida, y dan la forma que prefieran. Distribuyen en una placa y dejan leudar ooootra vez.

8. Baten en un mini bowl la yema de huevo con una cucharada de agua y con amor pintan sus bollos. Mientras pintan le pueden poner buenos deseos...

9. Va a depender del tamaño de sus bollos, pero una bandeja no puede tardar más de 25 minutos a 180°. Chequeen el color que les guste.

10. Si los van a freezar, esperan a que estén a temperatura ambiente y los guardan en un recipiente hermético o bolsas de freezer.

Notas y esas cosas


Si quieren hacer mi técnica de saborizarlos, separan los tres bollos después de agregar la manteca y tener el bollo liso. Simplemente vuelcan el tercio de masa en la mesada y lo achatan un poco con las manos, distribuyen el pesto o lo que gusten por encima y continúan amasando hasta que se vea uniforme.


La versión de la foto está hecha en una muffinera. Eso les garantiza que les queden ultra igualitos. Con esta receta salen 24 bollitos de ese tamaño.


Bueno... si me acuerdo de algo, lo agrego. Tengo que encontrar más fotos de estos bollos, seguro las agrego después. Cuéntenme sobre las versiones que van a preparar. Los leo.//




© 2023 by Salt & Pepper. Proudly created with Wix.com